Una empleada municipal habría manipulado un video de Bullrich para afectarla

Un video de la ministra de Seguridad Patricia Bullrich hablando sobre la desarticulación de la banda de “Tatán II”, vinculada al robo y a las entraderas, fue editado y viralizado por páginas y usuarios vinculados al kirchnerismo para dar a entender que la funcionaria estaba alcoholizada o bajo los efectos de algún calmante.

Bullrich llegó a la conferencia con un look particular, que al instante generó memes porque estaba despeinada, pero horas después comenzó a circular un video en el que se la muestra hablando lento, como si estuviese borracha o enferma.

El falso video circuló por Facebook, Twitter y WhatsApp. La pieza fue subida a redes el 3 de julio a las 20:52 por el usuario Negro Nasif bajo el título “Tiembla el crimen organizado”. Su posteo tuvo solo en Facebook más de 890 mil reproducciones y fue compartido más de 40 mil veces.

Según Crowdtangle, una aplicación de Facebook que sirve para medir el nivel de viralidad de los posteos, la página “Unidad CFK Frente de Todos” y “Víctor Hugo Morales, club de seguidores”, además de sitios vinculados al kirchnerismo replicaron las imágenes editadas de la ministra de Seguridad. Fue posteado en más de 30 oportunidades y tuvo 3.402 interacciones.

¿En qué consistió la manipulación?​ El video fue ralentizado, es decir que se modificó su velocidad para que pareciera que la ministra hablaba lento.

“Sí, estaba despeinada. La conferencia empezó a las 8 am al aire libre. Pero el video fue editado: lo ralentizaron para ridicularizarme, desacreditar el trabajo del @minseg y la gestión de @mauriciomacri. El primer #FakeNews de la Campaña 2019. ¡Nada nos va a detener!”, escribió la ministra en su cuenta de Twitter.

 

Video insertado

Patricia Bullrich

@PatoBullrich

Sí, estaba despeinada. La conferencia empezó a las 8 am al aire libre. Pero el video fue editado: lo ralentizaron para ridicularizarme, desacreditar el trabajo del @minseg y la gestión de @mauriciomacri. El primer de la Campaña 2019. ¡Nada nos va a detener!

13,6 mil personas están hablando de esto

 

En Twitter, el video fue subido por el usuario Leo Giménez (@_leo_gimenez), licenciado en Ciencia Política de Mar del Plata. El video que subió a Twitter tuvo 145.000 reproducciones, más de 2700 me gusta y fue replicado en 900 oportunidades.

Según confirmó a Clarín, las imágenes le llegaron por WhatsApp y decidió tuitearlas. “No sabía que estaba editado”, explicó. El mismo video fue subido a redes por la cuenta @casaargentinaar que tiene 348 mil seguidores. El editado tuvo 37 mil reproducciones.

Su mensaje hasta fue replicado por la precandidata a legisladora porteña K Ofelia Fernández, que luego borró la publicación. “Parece que tanta quema de droga le convirtió el habla en el de quien vuelve regulando cada palabra en taxi post tremenda gira”, escribió la joven candidata.

Desde el equipo de Patricia Bullrich informaron a Clarín que anoche, al ver la viralización del video manipulado, lo denunciaron en Facebook como noticia falsa para restringir su circulación.

Respaldo del gobierno nacional

Bullrich llegó al Centro Cultural Kirchner (CCK) y fue abordada por Mauricio Macri, quien le trasmitió su solidaridad en persona y su apoyo político. En este contexto, la ministra le adelantó al presidente que abrió un sumario interno para determinar a los responsables de esa operación mediática en las redes sociales.

“Por suerte ahora está Reverso y podemos probar que es una fake news. Fue muy doloroso, una mentira formidable”, dijo Bullrich.

Reverso es un proyecto periodístico colaborativo que abarca a más de 100  empresas de tecnología y medios de comunicación, entre ellos Infobae, que buscan intensificar la lucha contra la desinformación durante la campaña electoral.

En el marco de esta iniciativa, se están desarrollando capacitaciones en todo el país para intensificar el uso de diferentes herramientas de monitoreo y verificación de contenidos virales, para producir y difundir artículos y piezas audiovisuales que pongan en evidencia la desinformación que circule durante el proceso electoral.

La investigación preliminar asegura que “la titular del teléfono que promociona la página adonde se hizo la deep fake es de Paraná”. Y que acorde a la información aportada por la ANSES, es empleada de la Municipalidad de Paraná, asociada al intendente Sergio Varisco, que Bullrich denunció por proteger y financiar a narcotraficantes.

Esa empleada se llama Liliana Pilar Morato -según los antecedentes que manejan los investigadores-, y no se descarta que la Justicia federal ordene su comparecencia para profundizar las pesquisas. “Sé que es una venganza personal y política”, planteó Bullrich. Y remató: “Estoy para luchar contra el delito, esas es mi función. Me dolió en lo personal, pero no espero otra cosa de personajes que respaldan a narcos y delincuentes”.

Antecedente en Estados Unidos

Un caso similar al del video ralentizado de Patricia Bullrich se dio en los Estados Unidos con Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes. Un video suyo fue editado maliciosamente y viralizado por seguidores de Donald Trump para insinuar que la líder demócrata estaba bajo los efectos del alcohol o enferma.

La manipulación de videos es una de las nuevas amenazas en la lucha contra la desinformación. Técnicas como el “deep fake”, una tecnología que permite hacer un montaje casi perfecto de una persona diciendo cosas que no dijo, ya son un tema de debate jurídico en Estados Unidos y, en Argentina, promete dar que hablar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *